Archivo mensual: enero 2012

Vivir…

Es increible como la vida puede cambiar en un instante, de un día para otro.

Por eso hay que vivir , sin miedos, sin dudas, sin rencores, simplemente vivir. No permitas que nadie te quite ese deseo. Vive intensamente cada minuto de la vida.

Anuncios

Un hombre…

Cuántas cosas se puede decir de un hombre que no tenía más riquezas que su reloj de bolsillo, que andaba siempre vestido de negro por su luto perenne convertido en protesta ante la patria oprimida.

Del hombre que convirtió en anillo el grillete que destrozó sus tobillos y quiso traerlo consigo para no olvidar el dolor del injusto presidio, el mismo que siendo niño dejó claro su repudio contra todo tipo de injusticia Continuar leyendo


Camina…

Si el amor se te hace difícil, camina y anda hasta que te den los pies.


Abracadabra…

…se abrió el telón y allí estaban un montón de niñitos cantando, bailando de lo lindo. Solo por las rallas colmeneras se podía ver alguna diferencia. Allí estaban frente a las cámaras, pasando sobre las diferencias políticas, las futuras generaciones de cubanos y  norteamericanos en un mismo espacio.

Continuar leyendo


Eusebio tiene mucho de Martí…

Cuando escucho hablar a Eusebio Leal, pienso siempre en Martí, en nuestro Martí. Veo en él la misma sencillez del Maestro. Eusebio siempre anda vestido de camisa y pantalón gris y recuerdo a Martí con su traje negro por el luto perenne ante la Patria oprimida.

Continuar leyendo


Mi duendecita.

Hace aproximadamente 1 año y 6 meses que a mi casa llegó una duendecita. Ella tiene los ojitos negros y vivaces, no mide más de un metro, de pelo rubio encrespado en las puntas y una vocecita que repica como campanitas. Ella invadió mi vida, se adueño de mi cuarto, de mis padres, de mi hermana, creo que hasta de mi. Corre por todos lados, coge los animalitos del patio, me hace tirarme en el piso para jugar con ella, duerme y orina mi cama y hasta etcétera jajaajaj, tiras mis cosas al suelo y lo peor de todos es que logra con su magia que nunca me ponga brava.

Masiel se llama, pero le decimos Masieli o la Titi, es la pequeña que dio a luz mi hermana, pero ella dice que la parí yo. Es la duendecita que cambió el sentido de mi vida y me hizo saber cuál es el amor de madre, al que muchos insisten en ponerle Tía.

Esta es mi duendecita…


Gastronomía en Florida…

Un poco como lo que soy en realidad, como transeúnte de paso por estos lares floridanos, salí a recorrer las unidades de la gastronomía en Florida ubicadas en Presidente Gómez y en un tramo de carretera central cercano al parque Martí.

Era de mañana, de media mañana verdaderamente, evaluaba la higiene y limpieza de las unidades gastronómicas estatales y buscaba personas que estuvieran consumiendo en ellas para preguntarles  sus opiniones sobre el tema.

Pero no me lo van a creer, una vez recorrida la calle en uno y otro sentido no pude encontrar ni a un solo cliente para las entrevistas, en este caso no porque se negaran sino porque no había ni una sola persona consumiendo en dichos lugares. Continuar leyendo